El Pastor Alemán

Seguimos con las publicaciones esta vez sobre el Pastor Alemán, a petición de @sara29599 y @aliwiii . Las fotos son suyas y de @inmaguillem68 y @joanjooltra.
El Pastor Alemán es una raza bastante joven, su estándar lo estableció el club fundador de la raza en Augsburgo, Alemania en 1899. Se criaron cruzando los perros pastores del momento, con la finalidad de crear un perro de trabajo de alto rendimiento.
El Pastor Alemán ha sido una raza de enorme fama y eso le llevo a una cría masiva, donde se diferenciaron líneas de belleza y de trabajo. Aunque ambos perros tienen los mismos instintos, en la línea de belleza ha predominado la cría por unas características estéticas, mientras en la línea de trabajo ha predominado la funcionalidad, fomentando así diferentes instintos y aptitudes.
A esta raza se la ha enseñado para todo tipo de funciones: perros pastores, detectores de sustancias, perros de rastreo, de guarda y ataque e incluso como perros guías entre otras. Aunque todo esto se ha fomentado en las líneas de trabajo aún hay ejemplares de belleza que muestran gran habilidad para el trabajo.
En cuanto a su carácter, veremos un perro proactivo, con ganas de aprender y disfrutar con su dueño, un perro seguro y equilibrado, pero con la capacidad de detectar malas intenciones, ya que tienen un alto instinto de guarda. La mayoría son mentalmente fuertes y su gran inteligencia les permite adaptarse a cualquier situación.
Como curiosidad, la caída en su espalda, no solo se buscó por estética (aunque se haya exagerado por ella) sino también con la finalidad de asemejarse a la curvatura de los lebreles, dando así mayor amplitud de movimiento al correr y otorgándoles así mayor velocidad.
¡Si tienes un pastor alemán sabes que tienes un perro increíblemente fiel!🐺🐕🐶 🐺